El proyecto Biblioteca Solidaria, impulsado por el Programa de Lectura y Escritura en Español, relanzará esta iniciativa en 500 escuelas, contando para ello con la participación de 11.000 maestros e integrantes de la comunidad y universitarios, con propósito de llegar a más de 125.000 alumnos de todo el país.

En el marco de las Políticas Lingüísticas de la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP) y dentro del Mes del Libro, se inicia un nuevo ciclo de trabajo que incluye el llamado a la comunidad para integrar los equipos comunitarios de lectura, junto a los inspectores referentes del Programa de Lectura y Escritura en Español (ProLEE) y la Biblioteca Solidaria de cada departamento.

Este proyecto tiene como objetivo contribuir a formar una comunidad de lectores en cada escuela a través del desarrollo de un Plan Lector, que,  mediante diferentes actividades, mejore la frecuencia de lectura. En ese contexto, cada escuela recibió una colección de 64 títulos para fortalecer su acervo bibliográfico y se conformó un equipo comunitario de lectura integrado por padres, ex alumnos, vecinos y otras personas de la comunidad educativa.

Leer a los niños

Este equipo tiene el cometido de leer semanalmente a los niños, bajo la consigna “leer a los niños los anima a leer por sí mismos”. De este modo, mediante la contribución solidaria de la comunidad que rodea a cada institución educativa, se fortalecen y amplían los conocimientos y aptitudes lectoras de los estudiantes y se envía un claro mensaje de que la lectura es una práctica importante para la inclusión social y la participación cultural y que, por lo tanto, no atañe sólo a la escuela.

Cabe destacar que durante los meses de junio, julio y agosto se realizarán encuentros departamentales con las Bibliotecas Solidarias de todo el país.

Biblioteca Solidaria es un proyecto creado en 2013, que apela a los diversos actores de la comunidad educativa para trabajar solidariamente en la formación de los niños como lectores. La iniciativa se encuentra presente en más de 500 escuelas del Consejo de Educación Inicial y Primaria (CEIP) de todos los departamentos del Uruguay, y en ella participan 11.000 docentes e integrantes de la comunidad y universitarios. El público objetivo estimado es de 125.000 niños de todo el país.

Las escuelas con Biblioteca Solidaria cuentan con un equipo comunitario de lectura (ECL), que está integrado por madres, padres, abuelos, vecinos y ex alumnos de la comunidad educativa.

Las personas interesadas en integrarse a un equipo comunitario de lectura deben acercarse a la escuela y proponerse para la tarea. Los integrantes más experimentados les transmitirán su experiencia.

En tal sentido, cada nuevo integrante decide los horarios a cumplir según sus posibilidades. Cada sesión de lectura le insumirá alrededor de 20 minutos, pero su efecto en los niños será para toda la vida.

Pasantías de universitarios

Más de cincuenta estudiantes universitarios realizarán pasantías en el Proyecto Biblioteca Solidaria este año. Esta experiencia, que involucra a estudiantes de las carreras de Ciencias de la Comunicación y Bibliotecología de la Facultad de Información y Comunicación de la Universidad de la República (UdelaR), se realiza por tercer año consecutivo, en el marco de un convenio de cooperación entre la ANEP y la UdelaR.

Las pasantías fueron coordinadas por ProLEE y la asignatura Lengua II y tiene como propósito que los estudiantes vivencien las relaciones entre la lengua, la cultura y la sociedad a través de su participación en una experiencia concreta.

Fuente: Secretaría de Relaciones Públicas - CODICEN